Home » , » Retroceso educativo o sometimiento imperialista

Retroceso educativo o sometimiento imperialista

Written By Epigmenio Rojas on lunes, 24 de octubre de 2016 | 19:39

Retroceso educativo o sometimiento imperialista

Por Edmundo TLACUILO ROLDÁN

CHOLULA.- Piensa que para entender la inflexibilidad del gobierno de la república con relación a las llamadas reformas estructurales que se propuso sacar adelante desde el primer día de su ejercicio, hay que entender primero el modelo económico en cuyo marco se mueve y trabaja la economía del país, me refiero por supuesto al modelo neoliberal, al que sus beneficiarios y propagandistas prefieren llamar economía de mercado o de libre empresa.
 
Creo que es necesario en primer lugar darse cuenta que su implantación en los países económicamente rezagados como México, no es una opción libre y voluntariamente escogida por sus ciudadanos y gobiernos, sino por u na férrea imposición de las superpotencias que hoy por hoy rigen los destinos de la inmensa mayoría de los habitantes del planeta. Esto implica que ni las masas trabajadoras, las cada día más empobrecidas masas populares del plantea, si sus propios gobernantes, suponiendo que estos últimos quisieran hacer lo, tampoco tienen alternativas, ni grandes márgenes de maniobra para escapar a la dictadura de las élites mundiales del dinero, a su temible poderío militar y a la influencia avasalladora de sus gigantescos medios de propaganda y difusión y para escoger un amino más eficaz y menos doloroso en pos del crecimiento y desarrollo económico que tanta falta les hace, sin incurrir en el enojo de los poderosos y sin desencadenar sobre ellos calamidades y plagas mayores y más mortíferas que las siete plagas de Egipto.

Y si no, que lo digan Argentina, Brasil, y sobre todo la república boliviana de Venezuela, hay que darse cuenta, creo yo que estamos viendo en la era posterior a la guerra fría, posterior al enfrentamiento histórico entre el bloque capitalista encabezado por Estados Unidos, y el modelo socialista encabezado por la extinta Unión Soviética, una guerra que los señores del capital creen haber ganado de  modo absoluto e indiscutible, razón por la cual esgrimen ante la faz del mundo el derecho del vencedor sobre los vencidos, esto es el derecho a disponer de todos los hombres, de todos los bienes e incluso de la vida misma de los derrotados que para ellos son todos los pobres y débiles del planeta, aunque muchos de ellos no hayan participado, ni poco, ni mucho en esa guerra, como lo dijo en frase lapidaria alguno de los representantes eminentes de los vencedores, si hay, si hubo lucha de clases en el mundo.

Para esta lucha esa guerra la hemos ganado nosotros, es el capitalismo postguerra fría el que exige a todos los países que no forman parte del club de los ricos y vencedores que derriben hasta el último vestigio de defensa económica frente a la invasión masiva de mercancías, capitales y propaganda que los poderosos quieran o necesiten enviarles, exige también las máximas concesiones y facilidades para que sus empresas funcionen con absoluta libertad, para que dispongan de tierras, insumos, energéticos, servicios y mano de obra suficiente y suficientemente obreros preparados, todos ellos a precios de regalo.

Al mismo tiempo exigen que se les exima de cualquier obligación hacia el fisco del país huésped de cualquier obligación contractual prestación, indemnización y de cualquier tipo de seguro para sus trabajadores y de cualquier responsabilidad con el medio ambiente, todo ello con el argumento de que tales desembolsos les restan competitividad y reducirían sus tasas de ganancias; por último exigen también que se les abran las puertas de acceso a la producción de bienes y servicios, que antes se llamaban no comerciables, algunas de las cuales eran monopolios del Estado, como la salud, la educación, los hidrocarburos, la producción y distribución de la energía eléctrica y los servicios como el agua del drenaje y la recolección de basura.

En resumen, exigen que se les entregue la economía entera, sin faltar ni un clavo y a los propios trabajadores y consumidores atados de pies y manos, y debidamente amordazados para evitarse problemas.

Es a la luz de estas exigencias del modelo como se explican las reformas, enérgica, la de telecomunicaciones, la laboral, para flexibilizar el mercado del trabajo y por supuesto la reforma educativa, no entender el verdadero carácter, la necesidad insoslayable de la reforma educativa es quizá el verdadero error de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación CNTE, y de sus asesores políticos, error que se ha traducido en un empecinamiento que no ha dejado al gobierno del país otra opción que endurecer su trato, puesto que derogar la reforma educativa es algo que queda fuera de sus posibilidades actuales, sin embargo es un deber elemental de cualquier conciencia libre demandar de los encargados de impartir justicia que se ajusten estrictamente a la ley y la conciencia y al espíritu de justicia, que de algún modo y en alguna medida palpita en la legislación penal mexicano.


Es deber de cualquier hombre honrado que se identifique con las causas populares en lo hondo de su conciencia reclamar imparcialidad objetividad y recta aplicación del derecho a cualquier ciudadano que lo infrinja y no actuar por consigna, ni con espíritu de venganza contra nadie, por muy criticable e irritantes que resulten sus derechos para los medios informativos, y para la opinión pública, todo el país ha visto, ha seguido y conoce más o menos bien la actuación de la CNTE, en particular la sección 22, de Oaxaca, y sus líderes en su lucha contra la reforma educativa, los ha visto, los hemos visto tomando casetas de peaje, bloquear carreteras, aeropuertos, amenazar y maltratar a sus propios compañeros disidentes, tomar por asalto edificios públicos, incendiar inmuebles, papelería oficial, y a veces todo el edificio gasolineras, impedir el normal funcionamiento de oficinas de gobierno y varios etc., más, precisamente por eso resulta una sorpresa indigerible, enterarnos de que a los líderes de la sección 22, de la CNTE, actualmente en este terreno suponiendo que no se trate más bien de u intento de regresión, a un pasado de corrupción e ineficacia.
Share this article :

0 comentarios:

Publicar un comentario

 
Support : Creating Website | Johny Template | Mas Template
Copyright © 2011. El Quetzal - All Rights Reserved
Template Created by Creating Website Published by Mas Template
Proudly powered by Blogger